El Sexo de las Letras



Femenina es la U,
masculina es la O,
y eso mismo soy yo
como ya sabes tú.

Masculina es la A,
femenina la I,
y por eso, ¡es así!
siempre va
tras de ti.

¿Y la E?
¡Yo qué sé!
Para la E calibro
que es más que un verso un libro
lo que precisaré...

Cuando te compenetras
el sexo de las letras
claramente se ve.

Jesús María Bustelo Acevedo

El Tanguita y el Tangai



Tu tanguita, Mari Trini,
que va formando el tangai,
ni es tan progre ni es tan guay
ni es más libre que el burkini.

Porque parece evidente
que el tanguita en lo que cubre
las obsesiones descubre
de gran parte de Occidente.

Jesús María Bustelo Acevedo

Curso de Nada (Con Nota Aclaratoria)



Curso de Nada...
Curso de Tiempo...
Curso del vano discurso
por pasatiempo...
Una verdad olvidada,
y un ídolo llamado contratiempo...
El corazón y la mente
se funden, se expanden,
y todo sigue su curso...
Curso de Nada...

Nota: Sobresaliente.

Jesús María Bustelo Acevedo

Nadie tiene los ojos en la nuca



Nadie tiene los ojos en la nuca,
nadie vino hasta aquí para añorar,
el pasado que fue siempre caduca
y el presente jamás podrá acabar.

Jesús María Bustelo Acevedo

¡La Nueva Era ya no es lo que fuera!



¡Católicos, oíd!
¡Vetáis la Nueva Era,
pero el que os lidera
es su gran adalid!

¡Y a nadie se le escapa
que os la dan con Papa!

Jesús María Bustelo Acevedo

Amo el loro que habla en mi cabeza...



Amo el loro que habla en mi cabeza,
feliz y sugerente,
como una melodía que en la mente
ahuyenta la tristeza;
amo el loro de oro
con su sin par decoro 
que decora y colora mi ilusión
e invita a despertarme al corazón
con el que a Dios adoro.

Jesús María Bustelo Acevedo

50



Sin cuenta el tiempo vivir
es justo que ahora los cumplo
lo que me viene a decir.

Jesús María Bustelo Acevedo

¡Empiezo desde Infinito!



Hoy quiero empezar de nuevo,
empezar desde Infinito,
y con ello me desquito,
me reconozco y renuevo
compartiendo lo que llevo
en el corazón bendito.

Jesús María Bustelo Acevedo

Costumbre no es Fidelidad



Costumbre no es Fidelidad,
Fidelidad es ver la lumbre
que ensombrecía la costumbre
y nos libera en la Verdad.

Jesús María Bustelo Acevedo

Dorian Cádiz



Pobre hombre del espejo,
que no es joven, como yo;
tiene arrugas, ya está viejo...
¡y yo no!

Vendrá el día en que, perplejo,
a la evidencia sucumba,
y haré añicos mi reflejo
mandando el cuerpo a la tumba.

Jesús María Bustelo Acevedo

El hijo pródigo se ha ido de caza



El que ignora el corazón,
necesita la coraza,
y con ella va de caza
en un mundo de ilusión,
donde el auténtico don
aparenta una amenaza,
le hace ensanchar la coraza
y encoger el corazón.

Jesús María Bustelo Acevedo

Todos los caminos conducen a Dios... Incluso los que provisiónalmente te alejan de Él (es decir, de ti mismo)



Somos Uno y somos Dos,
que el que a acompañarte vino
muestra que cualquier camino
siempre te conduce a Dios.

Que aquel que anda de Él en pos
y se imagina una senda,
por más que no lo comprenda,
no se reconoce en Dios.

Jesús María Bustelo Acevedo

La xenofobia de los políticos ahogados en la corrupción, la demagogia y la intolerancia, o cómo cocinar a un yogui



En xenofobia se ahoga
todo aquel que ataque el yoga
y la cultura oriental
y con su cetro imperial,
poniendo al resto su soga,
dicte el inquisitorial,
sangriento y vano ideal
por el que su cruz aboga.

Jesús María Bustelo Acevedo

Despacito, maduro y despacito...



Despacito, maduro y despacito
avanza el caracol y el ave vuela,
y España misma, o Cuba, o Venezuela,
van cambiando lo feo en lo bonito...
Que el Amor y la Danza
siempre dan la Esperanza
que nunca da un soberbio bigotito.

Jesús María Bustelo Acevedo

Un heteropatriarca de nombre Estado



El Estado, gran heteropatriarca,
que protege y ampara a las más débiles,
a las más vulnerables y más flébiles,
es sus cuerpos también deja su marca...
¡pues sólo el cuerpo abarca!

Jesús María Bustelo Acevedo
Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...